Cultivos

Ficus

Descargar ficha

Familia: Moráceas                        Género: Ficus                  Orígen: Zonas tropìcales y subtropicales

Se encuentra entre las plantas más empleadas en la horticultura ornamental, debido a su adaptabilidad y facilidad de cultivo, además tiene gran valor decorativo por sus hojas y la foma general de la planta que la hace apta tanto para jardines como para interiores.

Requiere una temperatura constante, de 18 a 20ºC, los cambios bruscos le son perjudiciales.

Precisa buena iluminación, aunque no le gusta la redición solar directa. Su sustrato debe ser suelto y de gran materia orgánica. Se ven perjudicados por el exceso de agua, ocasionando la caída de las hojas inferiores, por lo que es conveniento los riegos escasos, aunque en verano los riegos deben ser más abundantes.

Son plantas muy exigente en cuanto al abono se refiere y especialmente en calcio. También tendremos que observar si existen carencias de boro y manganeso.